Puertas correderas

La demanda de hoy día hace que las nuevas construcciones opten por viviendas reducidas de 2 o 3 dormitorios, e incluso por apartamentos con una única habitación.

Para aprovechar mejor las estancias y dar sensación de amplitud es muy recomendable el uso de puertas correderas.

Las puertas correderas pueden ir con riel visto o bien mediante un armazón que queda oculto en la pared, dejando las paredes libres. 

El uso de éste tipo de puertas nos ayuda a separar ambientes o integrarlos en función de las necesidades en cada momento.

También son muy útiles en cocinas y baños de dimensiones muy pequeñas, debido a que el sistema de apertura nos ayuda a ganar pequeños espacios que son muy importantes en éstas estancias.

En nuestra exposición podéis ver diferentes soluciones para puertas correderas, desde el armazón más económico hasta otros modelos que llevan sistema de cierre abs de serie que amortiguan para evitar portazos e incluso modelos más minimalistas sin jambas ni tapajuntas. armazones para cartonyes o para doble hoja.